Visitar La Cité de l’Espace con niños

cite de l'espace

Este artículo también está disponible en: Catalán

Mi hija mayor juega a construir naves espaciales. Hasta hace poco decía que quería ser astronauta, aunque ahora dice que quiere ser Elsa de Frozen. La etapa de naves espaciales, estrellas, planetas, astronautas y cohetes le dio tan fuerte que su padre y yo decidimos regalarle para su 3º cumpleaños un viaje a la Cité de l’Espace en Toulouse, Francia. Hemos ido recientemente y, a decir verdad, aunque era un viaje para ella, lo hemos disfrutado mucho también los padres!! 😉

La Cité de l’Espace (Ciudad del Espacio) es un parque curioso, hecho para niños curiosos 🙂 Un parque lleno de naves espaciales, astronautas y temas del espacio. No hay atracciones sino más bien todo tiene orientación divulgativa / educativa. Es un parque pequeño pero bien vale la visita un día entero. Nosotros entramos a primera hora, a las 10.30h y salimos a las 17h, solo una hora antes de que cerraran el parque. Os cuento lo que hay para ayudaros un poco más a preparar la visita.

Info práctica: dónde está, precios…

Está en las afueras de Toulouse, en el sur de Francia. Toulouse está a un poco más de 4 horas de Barcelona por autopista. Así que lo ideal es pasar un fin de semana largo en Toulouse y dedicar un día a la Cité del Espace y otro a visitar la ciudad. Para nosotros desde Olot está solo a 3 horas; salimos un viernes a las 3 de la tarde para llegar allí antes de cenar; y volvimos el domingo después de cenar, a las 8 para llegar a las 23h en casa con los niños ya durmiendo con el pijama puesto en el coche. Una fórmula que recomiendo 🙂 Más consejos para viajes largos en coche con niños

El precio de la entrada es de 21 € (adultos), 15,5€ (niños) y gratis hasta 4 años. Podéis comprarla a través de su página web. Hay descuentos para grupos a partir de 4 personas.

En Toulouse empieza (o acaba) también el famoso Canal du Midi por el que navegan barcas, por si tenéis más días y os interesa completar la visita del espacio con un recorrido en barco o bici por el canal du midi. Toulouse es una ciudad estupenda para ir en familia, llena de carriles bici, red de autobuses y parques. Pero de Toulouse ya os hablaré otro día 😉 Ahora, abrochaos los cinturones que empieza la cuenta atrás en 3, 2, 1, 0… ¡Despegamos!

¿Qué hay en la Cité de l’Espace?

Hay naves espaciales de verdad (que ya no funcionan) y también réplicas. Veréis la ESTACIÓN INTERNACIONAL MIR por dentro, incluyendo la ducha de los astronautas o sus camas verticales; también veréis el impresionante cohete ARIANE 5; podréis entrar en la cápsula rusa SOYUZ que transportaba astronautas a la estación MIR y algunos satélites y sondas espaciales más.

Lo que más nos gustó fue entrar en la Soyuz y en la MIR. A pesar de que no puedes tocar botones, fue impresionante ver las naves por dentro. La Soyuz se abre una vez al día durante 2 horas para poder entrar y hacerse fotos de dos en dos. (y por eso suele haber un poco de cola; hicimos unos 15 min). El resto del tiempo se puede ver igualmente pero sin entrar dentro. La Estación MIR en cambio está abierta todo el rato y hay un recorrido bien curioso para descubrir como viven los astronautas allí dentro durante sus misiones en el espacio.

Hay también un PLANETARIO, un IMAX 3D y un ESTELLARIUM. Los tres tienen sesiones de películas (gratuitas) a lo largo del día. Por horario y por ser sesiones de duración más corta fuimos al Estellarium (película Astronaut, en formato pantalla omnimax) y al Imax (documental sobre la vida de un astronauta francés Thomas Pesquet en el espacio, con pantalla gigante). Precisamente este documental nos encantó — nos gustó incluso más que la película Astronaut que está recomendada para niños pequeños. En el Planetario, en paralelo, había una sesión de Auroras Boreales.

También hay una CÚPULA DEL ASTRÓNOMO en la que hay un gran telescopio para observar el cielo (pero por error de cálculo de las horas, nos perdimos la demostración) y el TERRADOME en el que se hace una visita tipo quizz donde te lanzan preguntas y avanzas cuando consigues contestar correctamente (no lo hicimos ya que consideramos que es para niños mayores, con conocimientos de ciencias).

En el edificio principal hay también la EXPOSICIÓN TEMPORAL (actualmente y hasta noviembre 2018: sobre Astronautas!!!) con todo tipo de curiosidades: allí pudimos ver (y probar) un asiento astronauta de verdad, medirnos para ver si podemos ser astronautas, probar un guante de astronauta, ver un traje espacial de verdad, ver lo que comen, aprender cómo vierten agua con una taza especial… Y también en ese edificio hay el TEATRO MOONRUNNER que es una actividad muy chula para ver experimentar la falta de gravedad del espacio. Puedes colocarte un traje especial (o espacial) y simular que caminas por la luna, imitando la sensación de flotabilidad y falta de gravedad.

Para los “pequeños astronautas”, además de echar un vistazo a las exposiciones, es muy recomendable pasar un rato en la BASE DES ENFANTS (“la base espacial de los niños”), que es un espacio interactivo donde se puede experimentar y tocar para aprender acerca de astronomía, planetas y astronautas. Algunas de las cosas que pudimos comprobar en esa base espacial: lo que pesamos en la Tierra comparado con lo que pesaríamos en la Luna y en Júpiter; las fases lunares; la geografía de Mercurio, Venus, la Tierra y Marte, escuchamos historias de constelaciones…

Además, hay un parque infantil ambientado en naves espaciales chulísimo! Ideal para niños de todas las edades. Y muy cerca, cada cierto rato hacen una demostración de como hacer volar cohetes de agua. Y por supuesto allí también pasamos un buen rato 🙂

Como veis, hay un montón de actividades y opciones, para todas las edades. Todas las explicaciones están en inglés, francés y castellano (también las explicaciones orales).

Consejos y recomendaciones

  • Como recomendación principal es que miréis bien los horarios de las películas y actividades y decidáis donde queréis ir, para no perderoslo. No todo se hace a la misma hora.
  • Lo bueno de las películas es que suelen programarse por la tarde, después de la hora de comer. Así, tras el almuerzo, los niños pueden estar algo más tranquilos , sentados viendo las películas y descansado — o echándose una siesta, como los míos 😉 El peque se durmió al inicio de la 1ª peli, y la mayor aguantó prácticamente las dos películas (30 min cada una) y luego quedó fundida en la butaca. Continuamos la siesta en una sombra del parque infantil 😉 Las emociones de todo el día pudieron más que sus energías inacabables.
  • Podéis llevar picnic aunque os recomiendo muchísimo el “restaurante L’Astronaute”. Quedamos encantados! Buen precio (no es caro), muy atentos y sobre todo muy rápidos! Se agradece que vayan rápido para que no pierdas tiempo esperando mientras en el parque hay actividades por hacer.
  • También hay otro restaurante tipo café donde sirven más tipo bocatas y snacks, y una terraza al aire libre delante de la Soyouz donde podéis tomar algo y comer en la sombra.
  • Las sombras no abundan así que si vais un día caluroso pensad en llevar agua y gorros. Es un parque amplio y exterior. Y vas paseando por fuera para ir de un nave a la otra o de una actividad a la otra. Está todo bastante cerca.

¿Merece la pena ir a la Cité de l’Espace?

Si sois fans del espacio, astronautas y naves espaciales, sí! MUCHO! O si queréis aprender un poco más acerca de estos temas, es un lugar ideal para ello. Mi hija con 3 años lo disfrutó mucho (el bebé de 10 meses apenas se enteró), aunque si son algo más mayores (6-12 años) es todavía mejor porque la parte divulgativa la aprovechan más. En nuestro caso, ella se lo pasó en grande viendo naves espaciales de verdad por dentro y por fuera, tocando y probando cosas, viendo las películas… Pero no entendía en cambio los tramos educativos donde se experimentan conceptos más científicos básicos. Tendremos que volver cuando sea mayor 😉 –> Más info en la página cite-espace.com

Acerca de Roser 125 Articles
¡Hola soy Roser! Mamá de una niña preciosa y muy movida, nacida en agosto 2015; y de un niño guapísimo y valiente nacido en octubre 2017. Antes estaba "sempre viaggiando" y ahora estoy siempre jugando, cantando y saltando. Llevo 10 años como blogger de viajes y vivo en Olot, Girona.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.